Miembros de la asociación de lisiados de la fuerza armada se concentraron en el Salvador del Mundo, exigiendo un aumento del 20 por ciento de su pensión.

Aseguran que la ley establece que cuando se registra un aumento del salario mínimo debe incrementarse dicha pensión.